jueves, 13 de mayo de 2010

Por alusiones

Me he prometido más de una vez no volver a hablar del Señor Camps más que nada por no ser cansino y repetir lo dicho una y otra vez, pero como dicen en los debates televisivos, "por alusiones" me veo obligado a pronunciarme. Copio y pego sus declaraciones de ayer:

“Todo el mundo en España, los 45 millones de españoles, saben que soy honrado, que tengo lo mismo que tenía cuando llegué y nadie en España se puede creer que el presidente de una Comunidad pueda venderse por tres trajes, es absurdo (…) Lo cree el PP, la Comunidad valenciana entera y todos mis compatriotas, desde Finisterre hasta Cabo de Gata, toda España”.

Camps podía haber utilizado la socorrida fase de "los españoles de bién", la inmensa mayoría de los españoles pero no, en su delirio va y suelta que absolutamente todos los españoles sabemos que es honrado. WTF !?!

Antes de nada, ¿ Pero como alguién es capaz de decir eso ya de un país que por sí es incapaz de ponerse de acuerdo en nada excepto que Nacho Cano es gilipollas (Mondo Bruto dixit) ? A la unidad de la nación a través de la defensa incondicional de Camps. Lo que no ha conseguido la Roja, lo puede Paco Camps.

Chorradas aparte, yo reitero mil veces lo dicho. No creo que la cuestión sea caer en tecnicismos legales de cohechos impropios y regalos de anchoas por navidad. La responsabilidad política de Camps supera lo que un juzgado determinado (Compuesto por personas muchas veces con filias, fobias y signo político) pueda emitir ya sea a su favor o en su contra.

A día de hoy, Camps sigue siendo incapaz de articular un relato consistente sobre la acción de unos presuntos delincuentes que según la fiscalia, la brigada antiblanqueos y Hacienda habían montado una red corrupta, a través de la cual se estaba financiando ilegalmente a un partido, y donde el Gobierno regional les estaba beneficiando escandalosamente a costa del erario público y a cambio de diversas dádivas. Que estos señores a su vez le estuvieran regalando trajes al Presidente de la Generalitat, los cuales afirma haber comprado en metálico y sin solicitar factura, desafia ya todo sentido común y sentido de la higiene.

Pero volvamos al juzgado. ¿ Saben ustedes cual está siendo la jurisprudencia en la que se basó el TSJCV para archivar el caso de Camps ? El de dos Guardia Civiles que iban a un puticlub y a los que se les ofrecía barra libre y derecho de pernada a cambio de hacer la vista gorda en el establecimiento. En eso exactamente es lo que se está convirtiendo la Comunidad Valenciana.

9 comentarios:

alacanti dijo...

Estoy de acuerdo con usted, el tema huele, y firmo que la Comunitat es un puticlub.

Lo que no entiendo es la razón por la que no se ha articulado ya una alternativa política o social -ya sabe usted que del PSPV, EU, Compromís, etc, nada se sabe- a la contaminación de la vida pública valenciana. Una especie de plan b de la sociedad valenciana.

Me consta que hay valencianos de bien a los que todo esto de los Gürtel, los trajes o los Papas les repugna, pero, ¿dónde están?

Paolo2000 dijo...

Me mola el concepto de Plan B para la Comunitat Valenciana... Lo hemos hablado alguna vez y efectivamente no se acaba de explicar pese a nuestros "Del roig al blau", la deriva de la izquierda nacionalista, The Valencian Dream TM de Mycroft, etc...

A mí a veces me sale una vena etnocentrista y que tiene que ver con cierta idea de sociedad civil que aquí no existe y que no se proyecta politicamente lo cual no es nada saludable. Creo que como sociedad es bueno que seamos capaces de crear un sistema inmunologico que reaccione ante el Poder que aquí no existe enmascarado en rencillas de partidos... Los politicos valencianos ni tienen miedo ni respetan a un electorado que no les pasa factura... Nunca hay nada que explicar ni rendir cuentas ante los ciudadanos que deben sentirse que quienes gobiernan son de los suyos. ¿ Como se explica que Camps no se vea obligado a intentar explicar el cenagal en el que ha convertido la Generalitat ? ¿ Que no atienda a preguntas en ruedas de prensa ? ¿ Que se limite a señalar insidias o conjuras de forma permanente ? En fin...

alacanti dijo...

Como dice un amigo mío, Plan B, porque nunca se llaman plan h o plan omega 3, siempre plan b.

Yo creo que la sociedad civil valenciana existe aunque tengo dos reservas a mi propia opinión; así soy yo, firme y consistente. :D

La primera tiene que ver con lo que decía en el comentario anterior. Esa sociedad civil es tan dispersa y tan desarticulada como el propio territorio, prácticamente vertical. No da la impresión de que exista comunicación, ni trasvase de ideas. Es el mismo experimento que se cuece en el laboratorio del PSPV; buscar la fórmula de la fusión y encontrar la de la fisión. Siempre existe algún motivo para el desencuentro en esa amalgama de opiniones, ya sea la lengua, la territorialidad, el agua, la politización de la educación, da igual.

La segunda es de diferente tipo. Creo que existe otra sociedad civil valenciana que no está dispuesta a aceptar las críticas al sueño valenciano y que torpedea cualquier alternativa de pensamiento. Es el "rojos", "socialistos", "sindicaleros" de los comentarios de Información. No tiene por qué estar vinculada al PP aunque lo esté -toma consistencia-, sino que únicamente defienden una idea de la valencianidad -o la alicantinidad, tan diferentes, pero tan similares- que en realidad ya existía -aunque más apaciguada- cuando Lerma gobernaba.

Para el final me dejo el remate. La sociedad valenciana es mayoritariamente de izquierdas. Es por eso que el PP gana sistemáticamente.

La capacidad de la izquierda valenciana -y de la izquierda española- para desactivar a su electorado es el sueño de cualquier estratega político de la derecha.

Aparte de ser un ladrillo, creo que todo lo anterior no tiene ningún sentido.

Borja dijo...

Creo que lo de que no hay alternativa es una de esas cosas que se repiten tanto que se convierten en dogma. No digo que no sea cierto hasta un punto, pero lo tenemos tan asumido que al final impide que pueda haber alternativa. Es una versión política del "menfotismo" de mi vecino Dani Simón. Tengo la sensación de que en los últimos tiempos sí hay voces opositoras firmes y se dejan escuchar un poco, a lo mejor filtrándose entre la desvergüenza ya excesiva de la Generalitat. No hay más que ver el acoso en Les Corts al PP por parte del PSPV que, aunque sea por intereses y sólo a la contra, no deja de aportar un mínimo (mínimo) de sentido común y racionalidad. Y EU o Compromís tienen una lucha muy activa, plantean alternativas constantemente, lo que pasa es que han sido desterrados de las instituciones (me encanta la épica solitaria de la diputada de Compromís en Les Corts) y si su voz ya era bajita ahora se ha convertido en casi marginal. Pero proyecto razonable más o menos hay, pese a todo.

Como dice "alacantí", uno de los grandes problemas es el de la intransigencia que no acepta críticas. Que ni siquiera está dispuesta a escucharlas. Ayer me contaba una amiga que estudia Arquitectura que el otro día fue a su clase el actual líder de EU de Alicante a dar una charla, pero sobre otra cosa (algo de los humedales, creo) y no en calidad de político, y que el discurso se mantuvo en esos límites. Pues bien, antes de empezar, sabiendo quién era, hubo unas 5 personas que se levantaron y se fueron (entre ellos un militante juvenil muy activo del PP). Una anécdota muy expresiva.

Paolo2000 dijo...

Borja, estoy de acuerdo que existe una masa crítica que no acaba de manifestarse o hacerse visible en las urnas pero como que carece de un formato politico-ideologico que conecte con unas determinadas franjas sociológicas del pueblo valenciano. O quizás el diagnostico no debería ser tan agresivo con la izquierda y debemos concluir que el PPPV si que ha encontrado una formula magica que arrasa, lo que hemos hablado alguna vez aqui, en Micronesia o en la añorada Som fills del Poble: regionalismo pop, fallerismo, chauvinismo, economia del pelotazo, etc...


Yo por el contrario creo que el monotema de Gurtel en el discurso politico del PSPV puede acabar por ser contraproducente. Pienso que Luna está haciendo un buen trabajo de fajador pero Alarte debería estar a otra cosa y esa cosa es trabajar por articular unas bases y aunar sensibilidades...

Ya sé que a veces hablo del PSPV como si fuera afiliado y no es el caso. reconozco estar bastante conectado de lo que es su día a día pero miro a lo que el PSPV ha hecho en la ciudad de Alicante y la Gran Decepción que fue Etelvina Andreu y me da que parece que piensen que el PP simplemente debería perder porque son los malos. Creo que los politicos del PSPV no asimilan ni aceptan la hegemonia politica del PP y esto les frustra, les bloquea y les impide trabajar politicamente.


Vuelvo al caso de la ex-bellea del Foc Etelvina. Estuvo muy cerca de quitarle la alcaldia a Alperi y en vez de quedarse en la oposicion y luchar por la ciudad y forjarse una entidad politica, ¿que hizo ? Huir a Madrid. Ese comportamiento ejemplifica poeticamente lo que es el PSPV un partido huidizo que mira a Madrid...

Y del Bloc y de EU, es que ya no se ni que opinar... aunque sí, esa aguerrida diputada sin duda mola...

Me quedo con lo que dice Alacanti. La desactivación de la izquierda en esta Comunidad es casi como una cosa de manual. (De hecho Alacanti, tenemos ese opusculo pendiente !)

Paolo2000 dijo...

Fe de erratas:

Quería decir que "reconozco estar bastante desconectado de lo que es el día a día de PSPV", no lo contrario por Dios !

Borja dijo...

Pues creo que tienes mucha razón en lo que dices. Parece que lo más importante es que el PP ha encontrado esa "fórmula mágica"... Por otro lado, la izquierda está básicamente desactivada en toda Europa, sólo quedan algunos ecos en la "izquierda oficial". Pero sí que es verdad que en la Comunidad Valenciana no tenemos prácticamente ni esos ecos. Si ni en las circunstancias actuales parece haber esperanza medio cercana de cambio...

alacanti dijo...

En realidad, lo lamentable es que no haya un discurso alternativo al del memorable sueño valenciano de Mycroft.

Creo, por ejemplo, que a los escasos resistentes de la industria tradicional valenciana les gustaría escuchar una propuesta política y económica para hacer de la innovación y el sector exterior la baza de futuro de esta tierra.

Tampoco creo que los hoteleros se negaran a escuchar una estrategia articulada para reinventar el sol y playa valencianos.

Incluso la reordenación del territorio y el reparto de oportunidades com Valencia como cap i cassal, serían buenos recursos de cara a construir un discurso coherente.

Son sólo tres ejemplos.

Creo que la izquierda tiene todavía armas con las que desmontar la falacia de la derecha valenciana.

Estoy con Borja en que quizá sí es un problema de convencimiento.

Don Paolo, en junio hablamos con unas birras.

Mycroft dijo...

Es increíble constatarlo, pero veo más movimientos de posible renovación de la elite en nuestro PRI particular (el PPCV, la muerte política de Camps, Rambla etc, y la enfermedad de Fabra, que posibilitan movimientos para lograr la pole position) que en el PSPV.

El PSPV vive la contradicción de saberse en posesión de esa razón moral que la izquierda reclama para si por su pasado y sus principios, sin saber muy bien sobre qué tienen razón. Qué realidad es la que proyectan.

El PSPV del sueño modernizador de antaño, se atrinchera en los despachos universitarios y evita pisar calle, hablar de recorte de deuda, desarrollar un proyecto sostenible propio, mostrar una cara creíble, y cortar los hilos del teledirismo pajinario de Madriz.

Mientras los hijos de Lerma y Ciscar se devoraban, la Tercera vía venció y se consumió, y ahora la incertidumbre del proyecto-izquierda duda hamletianamente en toda europa cual es la siguiente encarnación de la socialdemocracia, esa democracia cristiana desteñida del incienso vaticano y bajo cuya máscara de buenrrollismo, hay tanta realpolitik y contradicción como en la derecha.

Claro que nuestra derecha tampoco es una derecha normal.