viernes, 30 de abril de 2010

Cuando las risas enlatadas... 01x05: Seinfeld (Finale)


Permítanme que les presente mi serie favorita de todos los tiempos : Seinfeld. Si tuviera que llevarme un pack de dvd a la bobada esa de "que te llevarías a una isla desierta ? "(Evidentemente no podría ser "Lost " , que hartazgo) no dudaría en cargar con el cofre de Seinfeld. Perdidos, 24, The Wire puede ser maravillas del entertainment pero nunca llegará a significar lo que Jerry Seinfeld y su Post-Sitcom supuso para mí.

Yo descubrí Seinfeld tarde. Cuando lo emitieron en Canal + lo poco que vi no me hizo ninguna gracia. (Luego descubriría el porqué; Seinfeld doblada cambia muchísimo sobretodo en la voz y personalidad de Jerry Seinfeld) pero años después cuando viví en Estados Unidos comencé a engancharme a la reposición doble que hacían ya con la serie concluida. Mi dosis de Seinfeld se acabó convirtiendo en el momento más esperado del día (Imagínense el frenesí que llevaba de vida yo en el pueblo aquel.....) hasta un punto obsesivo.

Imagino que la mayoría de ustedes serán familiares con la mitología Seinfeld . En España nunca tuvo el éxito masivo que alcanzó en Estados Unidos (Un crítico llegó a decir que Seinfeld y los Beatles eran unos de los escasos ejemplos en EE.UU. cuando la masa y el buen criterio se habían aliado) pero aún así me consta que cuenta con bastantes seguidores y por eso seré breve con la sinopsis. Seinfeld se centra en la vida de un comediante de mediana edad y sus peculiares relaciones con su circulo de amigos. Efectivamente no estamos ante ninguna serie de giros , tramas y grandes complejidades narrativas. De hecho durante una temporada ironizan con un inteligente juego referencial que la serie realmente va sobre nada, al menos nada que se pueda resumir, sino que se limita a ser una radiografía, exagerada eso sí, de la simple cotidianeidad.

Sin embargo lo que convierte Seinfeld en una experiencia trascendental es la filosofía que transpiran los personajes protagonistas . Todo el cast principal de la serie no dejan de ser víctimas de las peores pulsiones, son egoistas, maniáticos, neuróticos, crueles, insensibles y lo mejor de todo : no pasa nada. De hecho más que atormentarse, más vale la pena que lo aceptemos, que dejemos de sentirnos culpable y quizás debamos aprender a reirnos de ello. (La amoralidad y la ausencia de juicio sobre los personajes tal que en un capítulo final los sientan en un banquillo a todos para literalmente juzgarlos por sinvergüenzas) Seinfeld como entretenimiento me vuelve loco pero como lección de Antropología y Etica directamente sucumbo. Crimen, Castigo y Risas Enlatadas.

¿Que tengo yo que ver o cualquiera con Sawyer, Jack Bauer, Earl o Ross con esos rasgos tan acentuados ? Muy tontos, muy listos, muy malos, o muy valientes... Todo lo contrario que en Seinfeld donde los personajes ( A excepción de Kramer que pone el contrapunto más exagerado de humor más físico) son simples mediums de las muchas neurosis del ciudadano occidental contemporaneo fruto del individualismo a ultranza y desprovisto de las ataduras psicosociales de ese Ancien Regime cuyo principio de derrumbamiento se puede percibir en series como "Madmen" o películas como "Revolutionary Road " ambientadas a mediados del siglo pasado. No es ninguna sorpresa que Larry David, creador de la serie, haya acabado protagonizando la última película de otro insigne judio de Brooklyn: Woody Allen, uno de los grandes cronistas de la neurosis moderna.

Ya estoy otra vez empañando algo divertido con la Sociología barata. Como ya he dicho hecho en posts anteriores, no me hagan ni caso, y quédense con la recomendación de ver una de las mejores cosas que se han hecho jamás para la televisión.

PS: Y si les gusta no se pierdan la serie continuación de Larry David , "Curb your enthusiasm" , que no deja de ser una versión más egocentrica si cabe de las enseñanzas de Seinfeld.

5 comentarios:

CelsaNajar0998 dijo...

Well done!........................................

alacanti dijo...

Estoy con usted, Don Paolo, no me llevaría Lost a una isla desierta. Sobre todo por redudante :D

Gracias por esta semana de risas enlatadas.

Paolo2000 dijo...

Ay, el chiste de Perdidos y lo de la isla desierta o mi drama de ser un graciosete...

Borja dijo...

Se veía venir! ;D

Yo terminé de verla precisamente hace un par de semanas, qué vacío desde entonces, sin eso 20/40 minutos diarios de Seinfeld. Como tú, la vi en su día en Canal+ y me gustó pero, bien por el doblaje bien porque aún era demasiado joven como para entender su grandeza (o demasiado poco estadounidense...), no me pareció mucho más especial que otras.

La he recuperado gracias a "Curb your enthusiasm", serie que amo y que me ha llevado a idolatrar a Larry David. "Seinfeld" es muy grande, pero me sigo quedando con "Curb", quizá (entre otras cosas) porque ya ha superado del todo el formato de sitcom.

Cómo ves hoy las sitcoms? "Como conocí a vuestra madre", de la que creo que sólo he visto un capítulo, gusta mucho por ahí. Y "Big bang theory" también, es una serie curiosa y divertida pero en el fondo algo rancia... creo que el formato de sitcom está ya obsoleto, las risas enlatadas son algo tan del pasado...

Mariana Hernández dijo...

Jerry Seinfeld creó la mejor serie de esa década con Seinfeld, trataba de cosas triviales, pero todos hacemos ese tipo de acciones. Los personajes divertidísimo y el que hacía Julia Louis-Dreyfus como Elaine era mi preferido ahora me gusta mucho verla en Veep, la serie de HBO.